Este blog ha sido creado sin ánimo de lucro. El único interés que me guía en este proyecto es la divulgación, el intento de llevar al gran público un aspecto del debate ciencia-fe que, considero, no es suficientemente conocido, pero que no debe ser obviado si pretendemos construirnos un criterio global y objetivo sobre un tema de candente actualidad.

Todos los párrafos aquí reproducidos son propiedad intelectual única y exclusivamente de sus autores. Siempre que sea posible se indicarán los títulos de los libros u otro tipo de publicaciones de donde fueron extraídos, así como el nombre y credenciales académicas de esos mismos autores. En algunos casos se proporciona al lector enlaces a librerías on line donde pueden adquirir sus obras. Aquí encontrarán una amplia bibliografía referente al debate ciencia-fe, que incluye también todas las obras de divulgación consultadas en la progresiva elaboración del sitio.

Sólo los textos escritos en caracteres grises son de mi autoría. Si desean reproducir éstos en otros blogs o páginas web, indiquen, por favor, mi nombre o el lugar del que proceden. Gracias.

Este blog no se adhiere a ningún credo.

Advertencia:

El contenido de este sitio puede ocasionarle conflictos irremediables con sus dogmas... cientifistas :-)

Bienvenidos.



La física y la fe, en busca de lo inaprensible

ciencia y fe

"Tuvieron que pasar varios siglos para que las ciencias naturales y la religión se pusieran poco a poco de acuerdo en tolerarse mutuamente, después de haber estado enfrentadas largo tiempo, desde los tiempos de Galileo, como enemigas mortales, y ello de modos que incluyeron tanto la lucha como la burla y el miedo. Sin discusión se dejaron la una a la otra el ámbito en que cada una de ellas no se sentía a gusto. La religión se convirtió en un asunto privado, y los científicos de la naturaleza se hicieron a la idea de que lo suyo era el conocimiento de lo material, y que no tenían por qué saber nada de lo relacionado con la vida, el alma y el espíritu.

Esta forma de armisticio funcionó bastante bien a lo largo de mucho tiempo, y aún hoy sigue siendo popular.

Pero la 'física moderna' aportó unos conocimientos que ya no permitían trazar una frontera tan nítida como la de antes entre las ciencias naturales y la vida, el alma y el espíritu. A partir de ella cabe contemplar la ciencia natural y la religión como principios complementarios y mutuamente referidos. Se vio que la 'materia' no está hecha de 'materia', sino en último término de 'estructuras relacionales', que dada su cualidad de 'inaprensibles', también cabe llamar 'espirituales'. En esta situación, el físico, para hacerse entender, incluso para entenderse a sí mismo, se ve obligado a emplear, además de las matemáticas, metáforas. Y de esta manera penetra en un ámbito donde ya no parece tan imposible entenderse verbalmente con aquella parte de la humanidad, o de sí mismo, para la que la religión tiene un significado. A la vista de un 'fundamento básico' que todo lo religa, pero que se sustrae a cualquier término, ya no sólo la religión sino también las ciencias, se expresan mediante metáforas y analogías".


Marianne Oesterreicher-Mollwo
Doctora en Filosofía y escritora




Más sobre la relación de la nueva física con la religión AQUÍ y AQUÍ

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
ir arriba